martes, agosto 20, 2019

archiveEmpresa estatal

Economíasociedad

PEMEX: La cruda realidad

PEMEX es un buen ejemplo de que el intervencionismo estatal conlleva siempre pobreza, desperdicio y corrupción: A las empresas estatales les conviene prolongar los problemas y la pobreza que supuestamente están destinadas a curar.